Go to Top

Sergio Galán, faena de gran altura y muy interesante en el día de La Magdalena.

Sergio Galán, rozó el triunfo esta tarde en Castellón, en una faena exquisita y elegante, dando una dimensión solo acostumbrada y exigida a las figuras del toreo a caballo. Sobrio toda la tarde, ante un toro muy noble y que no ha parado hasta el final de la lidia. La faena de Sergio no sólo es para los entendidos a los rejones, todo lo contrario, llega a todos los públicos.  La faena comenzó con la grupa de Amuleto en la puerta de chiqueros. El público ovacionó la manera espectacular de parar al toro en los medios templando la embestida con mucha serenidad y sobre todo con muy buenas manos pero lejos de clavar rejones sin ton ni son, -solamente utilizó uno para parar al toro-, el primero curiosamente tropezó en su camino con la divisa y salió rebotado, al toro lo paro en un alarde de doma, sin dar caballazos y consintiéndole mucho en los medios.

La faena tomaba un rumbo especial, siempre presidida por la excepcional doma, las buenas formas y sobre todo por la ausencia de  prisas. Comenzó el tercio de banderillas con la monta de Ojeda, todo un seguro de vida, para el torero a caballo de Tarancón, logrando los mejores momentos de la faena, siempre de poder a poder y pudiendo al toro, pisando unos terrenos prohibidos, sin apenas espacio entre los pitones y el caballo, para colocar dos palos en lo más alto, en ese momento los aficionados, ovacionan tanto al caballero como al buen hacer de su caballo.

El toro continúa llegando con nobleza a los terrenos que marca ahora Apolo, que atesora una doma y un passage de alta escuela impecable,  conecta rápidamente con los tendidos. Llega el momento de clavar el par a dos manos, que lo ejecuta de manera ortodoxa yendo muy de frente. Para dar continuidad a la faena, con Titán, recoge de su mozo de espadas las cortas y con precisión y cercanía le coloca dos pares en lo más alto. El rejón entra entero en lo alto, el toro se mantiene en pie aculado en tablas y tiene que echar mano del descabello. Como tardó en caer  el toro de Castillejo de Huebra, Sergio perdió el trofeo que hubiera conseguido por el buen hacer en su faena. Sin duda, una buena manera de empezar la temporada, ya que el alto nivel demostrado indica que Sergio esta en la senda correcta. La que seguro le hará llegar esta temporada a disfrutar delante de la cara de los toros y por añadidura a los aficionados, que están esperando contar por triunfos sus actuaciones.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+