Go to Top

"Sergio Galán, Experiencia consolidada" por Chelo Fernández en Burladero.com

– Sergio, iniciabas temporada junto al que ya fuera anteriormente tu apoderado Rubén Espinosa, ¿qué sensaciones ha dejado en ti esta campaña?.

– Muy buenas, estoy muy contento porque ha sido una de las temporadas en las que más he disfrutado toreando. Me encuentro en un momento muy bueno de mi carrera al que, además de una excelente cuadra, he de sumar una experiencia cada vez más consolidada.

La vuelta con Rubén Espinosa ha sido muy positiva para mí, como ya nos conocíamos no hemos tenido que acoplarnos, así que todo ha ido sobre ruedas a pesar de que ha sido una temporada complicada en general para todos.

– Madrid y Pamplona son dos fechas importantes en el calendario anual de Galán, pero Madrid no termina de darte satisfacciones en forma de trofeo, y en Pamplona este año se ha roto la racha, ¿desanima eso un poco?

– No, nunca. En Madrid las cosas no terminan de rodar a nivel trofeos, pero estoy muy satifecho con el toreo que he podido ofrecer a la afición de Las Ventas, las decisiones del palco son algo que uno tiene que asumir y acatar sin que esté al alcance de tu mano cambiar las cosas.

En cuanto a Pamplona, le tengo mucho cariño, y es cierto que ha sido durante varios años mi plaza talismán, pero para ello primero hay que trabajar y trabajar duro, las cosas no salen solas en el ruedo y, desde luego, si no toreas bien, olvídate de los talismanes.

Llevaba muchos años saliendo a hombros en el coso navarro y siempre llegaba con el mismo miedo, pinchar en el último tercio después de una actuación importante. Este año sucedió, eso demuestra lo difícil que es mantenerse en esta profesión.

– La desparición de Capea, uno de tus mejores caballos, ha sido otro de los puntos tristes que ha marcado tu temporada. En tu corazón no podrá ocupar nadie su sitio, ¿y en el ruedo?

– Capea era más que un caballo para mí. Ha sido muy importante en mi carrera y en mi vida, gracias a él he podido crecer como torero en algunos aspectos porque me dejaba interpretar el toreo como yo lo sentía, me dejaba disponer mucho de él.

Era muy colaborador y me daba mucha seguridad, y eso me ha permitido hacerles muchas cosas a los toros. Además, una de sus mayores virtudes era que tenía mucha calidad para el toro bueno pero también era un caballo muy poderoso para el toro violento y complicado.

Encontraré caballos con otras virtudes, con otro genio, con más o menos sentimiento torero, pero encontrar otro caballo como él será muy difícil. Capea era él, era único y el que llegue nuevo tendrá su sitio, pero nunca podrá ocupar el de Capea.

– Acabamos de terminar la temporada y no sé si tienes ya planes para la próxima.

– En principio no. Ahora toca preparar caballos nuevos, estoy muy ilusionado con dos caballos jóvenes que quiero preparar para el año que viene, pero de momento no hay nada más.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+