Go to Top

Nueva Puerta Grande para Sergio Galán en Olite

    La intensa semana va tcando a su fin. Han sido días duros, pero merecieron la pena sin duda. Triunfos, puestas grandes y grandes faenones, terminan hoy con otro éxito, el que Sergio Galán ha tenido en Olite, Navarra.

    La tarde, como decimos, salió bien, pero podía haber sido todo lo contrario por culpa del piso de la plaza. La grava de la que estaba hecho, porque eso no era albero, motivaba que los caballos se escurriesen. Un peligro, para todos, sin duda, aunque mucha veces esto no se perciba. Sergio esperó a su primer toro con Amuleto. Salió fuerte de chiqueros y leclavó dos rejones de castigo, muy bien puestos en todo lo alto. El tercio de banderillas corrió entero a cargo de Trópico. Ya vimos a este caballo ayer hacer el paseíllo en Guadalajara y hoy a vuelto a pisar la arena. No sólo tiene una bonita estampa sino un corazón torero enorme que le hace protagonizar tercios insuperables. Galán ha clavado a lomos de Trópico cuatro banderillas y torero y caballo han disfrutado, a pesar de las complicaciones del piso, del toreo que han hecho, de su tierra a tierra y de los embroques al estribo y la salida de las suertes llevándose ligado al de Rosa Rodríguez de costado. Mató Galán con Fado, pero antes de colocar un buen rejón, clavó tres banderillas cortas y dos rosas. Los tendidos premiaron a Sergio con una oreja.

    De gran nivel fue también la segunda faena. Volvió a esperar el torero a su toro con Amuleto. Fue un oponente más duro que el primero, pero Amuleto se dobló con él haciendo las delicias del público. Siguieron encantados los toreros con Ojeda, que una vez más demostró el nivel que tiene. Las pasadas fueron espectaculares. Lástima que por culpa del piso y el peligro que esto representaba la faena no pudiera alargarse mucho más. Sensacionales fueron las dos banderillas, y sobre todo, muy toreras, adornándose el jinete con los palos para llamar la atención del toro. Apolo llegó muchísimo a los tendidos con su balanceo y su piaffé, llegando al toro de lejos al compás de la música y dando los pechos para clavar. Preciosa estampa la de Apolo y Galán en el ruedo, sin duda alguna. Volvió a salir Fado para rematar la tarde. Tanto las banderillas cortas como las rosas fueron un recital acompasado en un pequeño espacio, como el que baila sobre una baldosa, magistral. Además, Galán clavó un rejonazo y los asistentes, encantados con la lección de toreo a caballo, pidieron las dos orejas, que el presidente concedió.

    Tras esta intensa semana, unos días de descanso en las plazas, que no en el campo. Los caballos y Sergio continúan empleándose a fondo para su próximo compromiso en Herencia, Ciudad Real. Corrida de toros que, además, será retransmitida por Castilla-La Mancha Televisión.

    Reseña: Con media entradas se ha lidiado una corrida para rejones de Rosa Rodríguez. Sergio Galán, oreja y dos orejas. Completaba el cartel Roberto Armendáriz.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+