Go to Top

Lleno absoluto en Tarancón. Su torero corta cuatro orejas y un rabo

    La gente se arremolinaba en la plaza para ver  torear a su torero con más caché y categoría que han dado las tierras de Cuenca, Sergio Galán. A diferencia de otros días, la plaza de Tarancón se ha llenado y el público que ha asistido hasta allí ha disfrutado de un espectáculo íntegro y soberbio por parte de este rejoneador que ha cortado un total de cuatro orejas y un rabo.

    El tercero de la tarde, primero de Sergio Galán, ha sido el más bravo del festejo, el único que ha recibido dos rejones de castigo, colocados sobre Charro. Con Vidrié y Apolo clavó Sergio dos banderillas con cada uno y los tendidos enloquecieron con esta suerte realizada de manera tan espectacular por dos de los caballos estrellas de la cuadra. Con Fado finalizó la faena. Dos rosas y un par de cortas antes de el rejón, le valieron a Sergio dos orejas con petición de rabo.

    Mucha calidad tuvo también el que cerraba plaza, al que se le pidió la vuelta al ruedo. Sergio Galán, que tenía ya la Puerta Grande abierta, recibió al astado con la yegua Habanera, con la que colocó un rejón. Muy bien estuvo ésta, parando, templando y mandando. Después llegó la gran sorpresa, Ojeda. No es una sorpresa que este caballo destaque. Le hemos visto las últimas tardes ejecutar unas suertes sorprendentes, pero hoy se ha consagrado. Dos banderillas han sido suficientes para comprobarlo. Su manera de torear, de realizar pasadas por los adentros, de llevar al toro de costado, de ejecutar perfectos embroques… Impresionante Montoliú. Nada más verle aparecer han sonado las palmas taranconeras, deseosas de ver un gran quiebro, y así ha sido. El caballo ha llegado a la cara del toro despacito, mirándose y ejecutando el quiebro tan esperado. Finalizó el espectáculo con Fado, con el que Sergio Galán colocó tres banderillas cortas y un rejonazo. Esta faena fue premiada con dos orejas y un rabo.

    Por lo tanto hoy han sido grandes afortunados los que han conseguido entrar en la plaza de toros de Tarancón, algo digno de mencionar ya que cuando torea Sergio Galán en esta localidad, el público se queda fuera. Pero el taranconero ha dado esta tarde una lección de torería, elegancia y excelentes buenas maneras.

Reseña: Con lleno en los tendidos se ha lidiado una novillada de gran calidad y noleza de El Capea. Sergio Galán, dos orejas y dos orejas y rabo. Completaban el cartel Francisco Benito y Raúl Martín Burgos.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+