Avatar, nuestro caballo torero en el tercio de banderillas nos deja por la doma clásica, a partir de ahora competirá.

Le deseamos todos los éxitos del mundo y le echaremos de menos.